NULIDAD DE CLAUSULAS BANCARIAS ABUSIVAS

EL JUZGADO DE LO MERCANTIL 9 DE MADRID DECLARÓ ABUSIVAS, MEDIANTE SENTENCIA DE FECHA 8 DE SEPTIEMBRE DE 2011, 22 CLÁUSULAS UTILIZADAS POR EL BBVA Y POR el BANCO POPULAR EN CONTRATOS DE CUENTAS, INTERNET, TARJETAS E HIPOTECAS AVALANDO LA LEGALIDAD DE OTRAS 29 CONDICIONES CONTRACTUALES, ENTRE ELLAS, LAS CLAUSULAS SUELO.

 

La Sentencia ordenó a BBVA y a Banco Popular a "cesar el empleo y difusión de las condiciones generales de la contratación declaradas nulas, debiendo eliminar las entidades demandadas sus condiciones generales" y ordenó que "Las cláusulas impugnadas quedaran inscritas en el Registro de Condiciones Generales de la Contratación”, lo que hace que la declaración se deba extender a otras entidades una vez se declare la firmeza de la sentencia.

 

En la Sentencia el Juez desautoriza a las entidades a aplicar un vencimiento anticipado de la hipoteca cuando el cliente haya incurrido en incumplimientos "accesorios o irrelevantes" y solo permite hacerlo en caso de "manifiesta dejación de las obligaciones de carácter esencial". Asimismo se anula la prohibición que impedía al hipotecado iniciar una actividad profesional en el inmueble sin comunicación previa al banco.

Además, la sentencia concluye que la entidad solo podrá cobrar al cliente los gastos "que no correspondan legalmente al banco", mantiene la facultad de la entidad de contratar el seguro del inmueble pero si el cliente no lo hace en el momento de entrega del préstamo no podrá percibir la indemnización y estipula que la entidad no podrá anular la subrogación de un préstamo cuando el cliente que asume la hipoteca haya pagado la comisión por transmisión o alguna cuota.

La Sentencia obliga a sustituir las llamadas 'cláusulas de redondeo' al alza de los tipos de interés que aún sigan vigentes ya que recuerda que el Tribunal Supremo las declaró nulas en 2010.

Se obliga a la entidad bancaria a asegurar el inmueble solo por el valor de tasación que tiene en el momento de la compra, extingue el derecho a recibir un justiprecio en caso de expropiación y establece la facultad de que el hipotecado pueda reclamar en la provincia en la que reside y no solo en el de la vivienda hipotecada.

En garantía de los derechos del cliente suprime la posibilidad de vender productos por teléfono de forma directa sin consulta previa de las condiciones generales de la oferta por parte del cliente. Así,  el consentimiento telefónico no supondrá la conformidad del contrato y la contratación del producto no quedará cerrada hasta que no se haga "por escrito". La sentencia considera abusiva "la contratación de productos o servicios sin que conste por escrito o soporte duradero las condiciones que hayan de regir la contratación".

También se obliga a las entidades a compartir responsabilidades por uso incorrecto de accesos a través de Banca por Internet.

Respecto a las cuentas corrientes, la sentencia suprime la posibilidad del Banco de entregar cheques u otros instrumentos de pago cuando el cliente quiera retirar más de 3.000 euros y establece que las tarjetas de crédito deben expedirse una vez suscritas las condiciones generales

 

Declara legales 29 cláusulas siendo la de más trascendencia la 'cláusula suelo' de los préstamos hipotecarios, que fija el mínimo del tipo de interés a pagar, limitando las posibles rebajas en la cuota mensual de la hipoteca al actuar como freno ante las bajadas del Euríbor.

 

Por su trascendencia ofrecemos el enlace a la Sentencia obtenida del Centro de Documentación Judicial (28079470092011100002)

Comentarios

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Etiquetas HTML permitidas: <a> <em> <strong> <cite> <code> <ul> <ol> <li> <dl> <dt> <dd>
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.

Más información sobre opciones de formato